Policía captura a tres hombres por secuestro de encargado de estancia

Las detenciones se produjeron el martes en la ciudad de Capitán Bado, en el marco de la investigación del secuestro de Teodoro Antunez, de 50 años, quien fue liberado a inicios de noviembre en Ypejhú, Departamento de Canindeyú.

El comisario Nimio Cardozo, del Departamento de Antisecuestro de la Policía Nacional, informó a NPY que uno de los sospechosos fue identificado como Bernardo González Chaparro, quien también era funcionario de la estancia donde trabajaba Antunez.

El hombre, aparentemente, estaría vinculado con las personas que realizaron el secuestro, por lo que el fiscal de la causa, Lorenzo Lezcano, emitió la orden de captura para el mismo.

Captores liberan a encargado de estancia secuestrado por error

Los otros dos detenidos fueron identificados como Eusebio Gauto Torales e Isabelino Gómez, quienes serían miembros de la comunidad indígena Yvy Poñy, del distrito de Ypejhú. Ambos fueron detenidos en Capitán Bado.

"En poder de ellos encontramos el teléfono y la tarjeta SIM que se utilizó para las comunicaciones, los cuales fueron puestos a disposición de la Fiscalía", agregó el jefe policial.

Por otra parte, el comisario aclaró que, según los análisis que realizaron sobre el hecho, el caso no tendría vinculación con el grupo armado denominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP).

No obstante, indicó que pese a los errores que se cometieron desde la captura del trabajador de la estancia, llama la atención que los involucrados tuvieron algún tipo de entrenamiento para cometer el secuestro.

Nota relacionada: Denuncian secuestro de encargado de establecimiento en Amambay

Teodoro Antunez fue secuestrado el pasado 2 de noviembre de la Estancia López Ykua, donde se desempeñaba como encargado.

Los captores llamaron al administrador de la estancia y reconocieron que se equivocaron de objetivo, pero solicitaron la suma de G. 1.500 millones para liberar al trabajador.

Ante ello, el comisario Cardozo aclaró que se llegó a pagar la suma de G. 5 millones, pero todavía se sigue investigando el paradero del dinero.

Fuente: UH