-->

Verifican zona de Cateura ante la sospecha de filtración de lixiviado

Se tomaron muestras del pozo de monitoreo de agua subterránea, en la zona de la pileta de lixiviado, como también en el arroyo Ferreira, que atraviesa cerca del vertedero y desemboca en el río Paraguay, punto donde se observa un acentuado color turbio.

Durante la fiscalización se constató además un canal de descarga de efluentes cloacales, que sería del sistema de alcantarillado de la Essap.

"Es una fuga de aguas residuales crudas, proviene del sistema de alcantarillado de la Essap. No hay otro alcantarillado en el lugar. Eso pasa al lado del establecimiento de relleno sanitario de Cateura, se descarga en una laguna y se conecta con el arroyo Ferreira. Se trata de una suma la contaminación", afirmó el director de Fiscalización del Mades, Julio Mareco.

VERTEDERO. El fiscalizador aseguró que no se observó pérdida de líquido de la pileta de lixiviado. "Fuga a simple vista no se ve. Pero atendiendo a que en la zona baja existen cursos hídricos y lagunas, entonces procedimos a tomar muestra del arroyo Ferreira que cruza al costado. Es para comparar el contenido", aseguró. Los resultados estarían dentro de una semana.

La empresa concesionaria del vertedero municipal es Empo Ltda. & Asociados, que proyecta trasladar el relleno sanitario a una propiedad de Villa Hayes.

Justamente, en la semana los fiscalizadores del Mades se constituyeron en el sitio ante denuncias de remoción de suelo y quemas que estarían afectando a las condiciones naturales de los humedales del Bajo Chaco.

"Pese a que no se permitió el ingreso hasta el predio de la firma denunciada por vecinos, los fiscalizadores pudieron observar trabajos de remoción de suelo y limpieza del predio a través de la quema", señala parte del informe. Estiman que la superficie alterada sería de aproximadamente seis hectáreas.

CONTRAPARTE. El representante de Empo, Enrique Ortuoste, sostuvo que los líquidos del lixiviado, en Cateura, están contenidos en una pileta estanca y se encuentra a 900 metros del punto de desembocadura, donde se observa la alta turbidez del cauce.

"En el Bañado Sur hay cerca de 25 vertederos clandestinos. La mayoría al lado de los arroyos Lambaré y Morotî, y laguna Cateura. Pero eso los fiscalizadores nunca van a controlar". Con respecto a la intervención hecha en el terreno de Villa Hayes, aseguró: "Tenemos 208 hectáreas de Villa Hayes y somos vecinos de la finca 916 del Ministerio de Defensa, que sí es un área silvestre protegida. La intervención es fuera de nuestro terreno. Justamente los que nos denunciaron son ocupantes ilegales de esa área que están siendo movilizados por alguien para impedir que sigamos con nuestro proyecto en Villa Hayes".

Se constató que la fuga de aguas residuales crudas proviene del sistema de alcantarillado de la Essap. Julio Mareco, fiscalizador de Mades.

Siguen quemas de basura en la zona
Las quemas de basuras en las áreas de viviendas cercanas al vertedero Cateura se observan todos los días. Estas prácticas llegan hasta las inmediaciones del cerro Lambaré. Además del efecto tóxico, estas quemas actualmente pueden tener una fácil propagación y convertirse en incendios por el periodo de sequía. También los residuos inundan a lo largo de los cauces hídricos que terminan en el río Paraguay.

Fuente: UH