Fingieron ser empleados de banco y robaron G. 100 millones a comerciante

Resultó víctima del robo agravado un comerciante identificado como Ceferino Amarilla Alfonso, de 54 años, quien fue despojado de G. 73 millones de dinero en efectivo y una hoja de cheque al día con valor de G. 27 millones, a cargo del Banco Atlas.

Los autores del hecho fueron dos hombres que se hicieron pasar por empleados de la mencionada entidad bancaria y se movilizaban a bordo de una camioneta, de la marca Toyota, modelo Hilux Surf, de color negro, armados presumiblemente con una pistola.

El hecho se registró aproximadamente a las 7.20, en un camino vecinal de la colonia Yeruti, a unos cinco kilómetros de la ruta PY03, en Curuguaty, informó el periodista de Última Hora Elías Cabral.

La Policía Nacional tuvo conocimiento del hecho a través de una llamada telefónica e inmediatamente agentes fueron al lugar y hallaron a la víctima siendo auxiliada por vecinos.

El comerciante manifestó que este jueves al mediodía dos hombres llegaron hasta su vivienda y se hicieron pasar por empleados del Banco Atlas.

Uno de ellos se identificó como Aldo y le consultó si no tenía algunas gestiones que realizar en el citado ente, a lo cual respondió que efectivamente tenía una deuda pendiente de G. 67 millones que debía cubrir este viernes.

Ante dicha situación, realizó una llamada telefónica al banco en la sucursal Katueté, para averiguar sobre el supuesto funcionario llamado Aldo. Según su relato, el funcionario que lo atendió confirmó que dicho empleado sí trabaja en dicha casa bancaria.

Luego dijo que acordaron con los supuestos empleados encontrarse este viernes en la rotonda de Curuguaty, para ir a Katueté, a fin de realizar las gestiones.

Una vez que se encontraron, ingresaron en un camino terraplenado que conduce a la colonia Yeruti supuestamente para visitar a un cliente. En el trayecto, el conductor del vehículo detuvo la marcha, desenfundó una pistola y manifestó que se trataba de un asalto.

La víctima recibió un golpe de puño en la nuca y tras ser despojado de su dinero, fue abandonado en la vía pública. Los delincuentes se dieron a la fuga, con dirección a la colonia Yeruti.

Fuente: UH