Tarragó y Va fueron investigados por 18 meses por agentes del FBI

La investigación contra Cynthia Tarragó, su esposo Raymond Va y Rodrigo Alvarenga Paredes se inició en marzo de 2018, por parte de agentes de la Oficina Federal de Investigación (FBI, por sus siglas en inglés), y se extendió por 18 meses, hasta este noviembre.

De acuerdo con la denuncia presentada ante la Corte de los Estados Unidos, en el distrito de Trenton, en el estado de Nueva Jersey, al término de la investigación la pareja fue acusada por participar en una conspiración internacional de lavado de dinero. El juez Lois H. Goodman ordenó que Tarragó y Va sean detenidos sin fianza.

Según la acusación presentada y que consta de 13 páginas, en marzo de 2018, los agentes encubiertos contactaron por primera vez con el esposo de la ex legisladora, y posteriormente se mantuvieron en comunicación con Cynthia.

En noviembre de 2018, Tarragó y Va viajaron a Nueva York, donde se reunieron por primera vez con uno de los agentes y concretaron el primer monto a ser lavado. Unos USD 10.000. Allí ella habló de la facilidad de importar cocaína desde el Paraguay y que el país no está en el radar de los Estados Unidos.

Desde la oficina de abogados de Estados Unidos expresaron que Tarragó y Va acordaron aceptar por lo menos USD 2 millones de los agentes encubiertos, que supuestamente eran narcotraficantes. La pareja aceptó lavar los fondos, con un 15% de comisión, aunque esto después aumentó a 18%, a través de una red internacional de cuenta financiera para disfrazar la procedencia ilegal de los recursos.

Los agentes encubiertos recolectaron horas de videos y audios grabados para documentar su interacción con la ex legisladora y su esposo, que, según el informe, incluye detalles sobre la red del lavado de dinero. También obtuvieron miles de mensajes de textos sobre la operación del primer anillo del blanqueo.

En diciembre de 2018, Tarragó contactó a UC1 (código que se le dio a uno de los agentes), quien informó a la ex diputada que les podría enviar USD 100.000 a Miami con el propósito de lavado. La respuesta de Cynthia fue que sean USD 300.000, basados en la discusión anterior y en la creencia que dichos fondos provenían del tráfico ilegal de drogas.

El 9 de diciembre, UC1 viajó a Miami para reunirse con Tarragó y Va, y les dijo que tenía USD 100.000 para blanquear.

Entre enero y febrero de 2019 se realizaron varios depósitos, haciendo un total de USD 82.000 a la cuenta bancaria que se les había proveído.

Desde ese momento, el contacto entre Cynthia, Raymond y los agentes se hicieron más constantes, tanto para que la pareja entregue las facturas legales del lavado que realizaron y para que se sigan recibiendo más dinero para blanquear. En ese marco, el 20 de febrero, UC1 se reunió de nuevo con la ex diputada y esposo en un hotel de Florida y les entregó USD 343.000.

En dicha ocasión, Tarragó dijo que la pareja necesitará quedarse más días y que eso implicaría más gastos y serían de unos USD 10.000 y volvieron a mencionar la posibilidad de importar cocaína desde Paraguay.

Entre marzo y mayo, dicha suma fue blanqueada y realizaron transferencias que hicieron un total de USD 290.000. El 29 de mayo, el agente encubierto se reunió nuevamente con Tarragó y Va en la Florida Hotel y les entregó USD 340.000. Luego Va se reunió por corto tiempo con un hombre a quien le entregó las bolsas que contenían el dinero.

La pareja fue convocada nuevamente para viajar a Nueva York, donde los supuestos narcotraficantes les entregarían más dinero a lavar. El 21 de noviembre, tras una reunión, fueron arrestados.

Fuente: UH