Ministerio Público desmiente sanciones por ser hater

La palabra hater se traduce al español como «odiador», término empleado en Internet para referirse a los usuarios que difaman, desprecian o critican en redes sociales.

El aviso que circulaba en nombre del Ministerio Público, advertía que «insultar, ofender y cometer agravios y ataques en redes sociales hacia una o varias personas, pueden ser considerados como difamación, calumnia e injuria, lo que puede constituirse como delito penal público y puede ser abierta una carpeta fiscal en la causa».

Puede leer: Mal uso de redes sociales puede derivar en procesos penales, advierte Fiscalía

El escrito también alertaba que «el hater debe ser denunciado en nuestra unidad fiscal con screen de pantalla de sus comentarios o con los audios correspondientes».

La Fiscalía desmintió la veracidad de dicho escrito, apuntando como contenido falso. Según las Resoluciones 3459/10 y 4408/11, los tipos penales que competen a la Unidad Especializada en Delitos Informáticos son: acceso indebido a datos, interceptación, preparación al acceso indebido a datos y alteración de datos.

Lea también: Advierten de nueva modalidad de extorsión a través de correo electrónico

También se considera delito el acceso indebido a sistemas informáticos, los sabotajes a sistemas informáticos, la alteración de datos relevantes, falsificación de tarjetas de crédito o débito y estafa mediante sistemas informáticos.

Fuente: UH