Por lentitud para resolver conflicto se cerró Puente Remanso por varias horas

Rabia, torpeza, desidia, falta de capacidad de resolución inmediata, impaciencia. Estos fueron algunos de los ingredientes que formaron parte del cóctel generado por el cierre del Puente Remanso que se inició a las 09.40 y se extendió hasta las 20.30.

La medida de fuerza fue llevada adelante por alrededor de 1.000 integrantes de pueblos originarios de la comunidad chaqueña de Río Verde y pueblos cercanos. Los manifestantes solicitaban principalmente la destitución de la titular del Instituto Nacional del Indígena (Indi), Ana María Allén, quien renunció en horas de la noche.

Caos. En un principio el cierre solo abarcó media calzada. Posteriormente la medida de fuerza cortó toda circulación sobre el puente, impidiendo el paso de cualquier tipo de vehículo. A raíz de la situación y con el correr de las horas la fila de vehículos que esperaba pasar fue creciendo.

La cola que partía desde la cabecera del puente hasta un centro comercial ubicado sobre la ruta Transchaco, llegó a medir 10 kilómetros.

La tensión y la larga espera crisparon los nervios. Personas que debían volver a sus hogares luego del trabajo debieron esperar, además de viajeros que debían trasladarse a las comunidades del Chaco, tuvieron que aguardar.

Negociación. Alrededor de las 18.00, autoridades naconacionales, entre ellos el ministro de la SEN, Joaquín Roa y el ministro asesor político Daniel Centurión trataron de llegar a un acuerdo para posibilitar el paso de vehículos. No tuvieron éxito.

En un momento dado se permitió el paso de una ambulancia, lo que fue aprovechado por varios motociclistas para pasar. Pero luego el paso fue nuevamente bloqueado.

Un contingente de cascos azules llegó hasta el lugar, mientras se veía a los referentes gubernamentales realizando llamadas sin cesar. La Fiscalía había solicitado el despegue, incluso a la fuerza. Sin embargo, no se llevó a cabo.

Renuncia. Desde inicios de su gestión, la ahora ex titular del Indi fue cuestionada por los referentes de pueblos originarios. En octubre había sido abucheada en un acto en Canindeyú por no responder en guaraní a una consulta hecha por los indígenas.

En diciembre otros grupos de pueblos originarios ya pedían su destitución. La solicitud fue realizada en agosto de este año por monseñor Mario Melanio Medina.

En la manifestación de ayer los indígenas señalaron que muchas comunidades se negaban a hablar con ella porque la consideraban prepotente. Reclamaron que nadie hace caso a estas poblaciones.

Luego de la incertidumbre que duró casi once horas, cerca de las 20.30 el asesor político anunciaba que Allén había presentado renuncia.

En declaraciones a los medios, la ex titular comentó que tomó la decisión para evitar alguna desgracia.

Varios niños también quedaron varados en la larga fila
La espera de casi 11 horas para la reapertura de la circulación sobre el Puente Remanso también tuvo como protagonistas a los niños. Un ómnibus en el que iban alrededor de una centena de ellos, aguardaron para poder continuar su camino. Los menores, que pertenecían a una institución educativa y habían salido de excursión, fueron asistidos por diversas personas. Otros menores estaban dentro de los vehículos esperando junto a sus padres que los manifestantes levantaran la medida de fuerza. Entre las autoridades que se hicieron presentes en el puente, también estuvo la Ministra de la Niñez y la Adolescencia, Teresa Martínez. Su presencia tuvo por finalidad observar las condiciones de los niños indígenas que estaban en el lugar.

Fuente: UH