Argentina celebrará este domingo su primer debate presidencial obligatorio

El actual mandatario, Mauricio Macri, de Juntos por el Cambio; el peronista Alberto Fernández, de Frente de Todos; el ex ministro de Economía Roberto Lavagna, de Consenso Federal; el diputado Nicolás del Caño, de Frente de Izquierda; el economista José Luis Espert, de Unite por la Libertad y la Dignidad, y el ex militar Juan José Gómez Centurión, de Frente Nos, se verán las caras en el Paraninfo de la Universidad Nacional del Litoral.

Esta sede cobra especial simbolismo por haber sido cuna de las reformas de la Constitución de 1957 y 1994.

El evento se extenderá desde las 21.00 hasta las 23.15 y estará dividido en tres bloques con un total de cuatro temas: relaciones internacionales; economía y finanzas; derechos humanos, diversidad y género y educación y salud.

Nota relacionada: Campaña electoral en Argentina se retoma con la economía al rojo vivo

Luego de la apertura de los moderadores, cada candidato tendrá 45 segundos para presentarse, sin interpelación directa entre ellos.

Seguidamente, cada tema a debate contará con la exposición de la propuesta de cada postulante -un máximo de dos minutos, sin interrupciones-, un espacio de intercambio para responder lo dicho a sus pares o ampliar su propuesta -de 30 segundos cada uno- y un cierre del eje temático de otros 30 segundos.

Por último, cada participante dispondrá de hasta un minuto para su conclusión final.

Este formato, si bien fue consensuado entre los equipos de cada candidato, no quedó exento de críticas.

«Lo que siento es que es un juego mediático. A mí la política me parece demasiado seria para plantearla en estos términos. Pero como a alguien se le ocurrió hacer una ley con esto, hay que cumplir con la ley», expresó este viernes Fernández, el favorito según las encuestas con 16 puntos de ventajas a Macri en las primarias del 11 de agosto pasado.

Macri pide a votantes más tiempo para resolver los problemas

Para el candidato peronista, que lleva a la ex mandataria Cristina Fernández (2007-2015) como compañera para la Vicepresidencia, es «imposible» abordar los temas en ese tiempo y criticó que hace cuatro años «alguien fue y dijo una serie de cosas que después nunca cumplió», refiriéndose al actual gobernante argentino.

Este último, cuya imagen cayó en picado por la crisis económica que sufre el país, abogó durante la campaña en favor de un debate político con madurez y sin especulaciones políticas.

Tras el primer round de Santa Fe, el segundo llegará el domingo siguiente en la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires.

En caso de que hubiera una segunda vuelta electoral el 24 de noviembre -si en la del 27 de octubre un candidato no supera el 45% de los votos o no cosecha más del 40% y saca 10 puntos al segundo más votado-, habrá un tercer debate el día 17 de ese mes.

Le puede interesar: Dupla presidencial de Macri propone dinamitar villa en la que viven paraguayos

Todos serán transmitidos en directo por los medios públicos de radio y televisión, y la señal será puesta a disposición del resto de la prensa.

Si bien en octubre de 2015 se celebró por primera vez en Argentina un debate presidencial, este fue de carácter voluntario y organizado por la sociedad civil.

En aquella ocasión acudieron cinco de los seis postulantes y faltó el oficialista Daniel Scioli, quien sí mantuvo un cara a cara con Macri ante la segunda vuelta de noviembre, que acabó venciendo el líder del frente Cambiemos.

Ya en 2016, se aprobó una ley que obliga a realizar dos debates organizados por la Cámara Electoral -uno de ellos en una ciudad que no sea Buenos Aires- y sanciona con el no otorgamiento de espacios de publicidad audiovisual a los candidatos que no acudan.

Lea también: Macri no se rinde y Fernández ya se siente presidente

En setiembre pasado, los representantes de cada coalición suscribieron las normas en las que se basarán los debates de 2019, sobre la dinámica, los invitados que llevará cada equipo político, la escenografía, la música de ambiente o los servicios de maquillaje y peluquería.

Una de las propuestas, aceptada por unanimidad por los candidatos, es que la moderación corra a cargo de dos parejas de presentadores -la primera conducirá los dos primeros temas y la segunda los otros dos- conformadas por una mujer y un hombre encargados de programas televisivos de cobertura nacional.

En el de Santa Fe, los moderadores serán María Laura Santillán (Canal 13), Rodolfo Barili (Telefe), Gisela Vallone (TV Pública) y Guillermo Andino (América TV), cuyo rol será el de presentar los bloques temáticos sin expresar ninguna opinión personal.

Fuente: EFE.

Fuente: UH