Al final, el puente Asunción-Chaco’i se financiará con bonos soberanos

El polémico puente entre Asunción y Chaco'i, cuyo costo estimado es de USD 180 millones, al final se licitará con financiación de bonos soberanos, según confirmó a este diario el director de Vialidad del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), el ingeniero Hugo Arce.

Recordemos que el titular de la cartera, Arnoldo Wiens, anunció en marzo que la obra tendrá financiación bajo la Ley 5074 "llave en mano", pero tras las críticas optaron por ejecutar la obra con la modalidad tradicional.

"Ahora estamos recibiendo el informe final por parte de la consultora que realizó los diseños. Una vez que se tenga todo eso se elaboran los pliegos. Creemos que en julio o más tardar agosto eso ya se debe estar licitando", expresó el funcionario.

Sobre los motivos de la modificación de la modalidad de financiación, el profesional dijo que la Ley 5074 "tiene una particularidad, donde el Estado paga por una obra ya terminada y funcional; es decir, se van entregando los tramos terminados y a partir de ahí se va pagando".

Continuó: "Pero en el caso del puente ¿cómo se podrá establecer una funcionalidad? El puente se usa cuando está todo terminado, no se puede decirle a la empresa que te entregue por ejemplo la fundación, después la estructura, es decir no se puede usar. Es muy difícil partir en hitos eso, por esa razón se lleva a un llamado convencional donde se paga por avance".

Por otro lado, Arce resaltó que los trabajos serán encarados por empresas paraguayas, pero que ya en su oferta tendrán que proponer a un subcontratista que tenga la experiencia en la construcción de puentes atirantados, que es el tipo de infraestructura que se construirá.

"Al ser una licitación nacional los trabajos harán las empresas locales, pero con una salvedad, porque se va a incluir en el pliego que el oferente pueda subcontratar a una empresa que tenga currículum para el puente atirantado propiamente, ya de forma nominada. Esto significa que deben presentar el currículum de la experiencia del subcontratista en este tipo de obras", expresó.

El ingeniero resaltó que la idea es pagar el anticipo a la firma adjudicada este año y arrancar las obras a comienzos del 2020. Explicó que el primer desembolso se concretará con los bonos ya emitidos este año y que los pagos por el avance se cumplirán con futuras emisiones, ya que se trata de un contrato plurianual.

Vale señalar que el economista y ex ministro de Hacienda Cesar Barreto ya advirtió en marzo que la construcción del puente será mucho más cara con la ley 5074. Resaltó que a los USD 180 millones que costará el puente habría que sumar otros USD 115,4 millones que el Estado deberá pagar en concepto de intereses y destacó que al país le conviene más financiar este tipo de infraestructuras con bonos soberanos.

Beneficia a asesor. Recordemos que el Gobierno de Mario Abdo Benítez apuró la concreción del puente a Chaco'i, donde el más beneficiado será el asesor ad honorem del presidente, Conrado Hoeckle, que tiene una propiedad de 1.200 hectáreas en la zona de influencia de la futura infraestructura y donde proyecta construir una lujosa ciudad al otro lado del río, de cara al puente a construirse.

Llamativamente, Obras Públicas descartó otras alternativas que habían sido proyectadas en el Banco San Miguel (ver infografía).

Descartaron plan inicial
El MOPC descartó otras alternativas que habían sido proyectadas en el Banco San Miguel, zona que debía estudiar la consultora contratada para el efecto. Llamativamente, la consultora salió del plan inicial y ubicó el puente en la zona de Primer Presidente, concretamente en la rotonda donde termina la Costanera Norte, en una zona alejada del microcentro y muy cerca del Puente Remanso. Empero, al otro lado del río, la compañía Tosa de Conrado Hoeckle tiene un máster plan para crear una lujosa ciudad en su propiedad de 1.200 hectáreas.


Fuente: UH