Tras fuego cruzado, Beto y Payo intentan limar asperezas en Itapúa

Luego del fuerte cruce que tuvieron en la sesión del jueves, el titular del Congreso, Silvio Ovelar, y su colega Paraguayo Cubas se volvieron a encontrar ayer en una jornada parlamentaria en Itapúa, en donde siguieron las rencillas, pero intentaron limar asperezas. Ante la audiencia presente, Beto indicó que es de público conocimiento las diferencias que tiene con el senador por Cruzada Nacional.

En medio de pedidos de los encarnacenos, uno de ellos para Yacyretá, Payo volvió a lanzar un piropo dirigido a Ovelar de que no se respeta al Senado.

Dijo que estimaba que su colega "iba a patear la mesa de Nicanor" (Duarte Frutos), titular de la binacional, para que responda los pedidos de informes. "Con el compañero Paraguayo Cubas es de público conocimiento que tenemos nuestras diferencias muy marcadas, pero en Itapúa comenzamos con el pie derecho porque coincidimos en querer fortalecer las instituciones", manifestó el titular del Senado.

Por su parte, Cubas trajo a colación que al gobernador de Itapúa, Juan Schmalko, le recortaron G. 30.000 millones de su presupuesto y que iban a ver las herramientas para que se le pueda reponer.

"Sería oportuno plantear una ampliación. Creo que por parte del presidente (del Congreso) puede existir la venia para que podamos reincorporar algunas cosas", fue el primer piropo para Ovelar.

Refirió que los oleros del barrio San Pedro de Encarnación denunciaron que trabajan en forma infrahumana, y que estaban solicitando un informe a Yacyretá por el alto costo de la contaminación.

"Hasta ahora no nos han respondido. Así nos tratan al Senado paraguayo", se quejó lanzando un suspiro.

"El Senado, en estos momentos, lastimosamente… (hizo una pausa). Estimo que el señor presidente va a patear la mesa de Nicanor para que responda los informes", dijo y se escucharon aplausos.

En medio de su discurso, trató de mentiroso al ministro de Obras, Arnoldo Wiens, en torno al servicio de 24 horas de transporte público.

"Hay una rosca dirigida por transportistas, un tal Aveiro, que dirigen a través del vicedirector de transporte", acusó el parlamentario.

en busca de la redención. Ovelar intentó congraciarse ante los presentes. Uno de los cuestionamientos que recibió fue de que su esposa, Iris Magnolia Mendoza, cobraba un jugoso salario en Itaipú.

Alegó que el sueldo de la misma es igual al de otros directores y que así está establecido a no ser que se modifique mediante una ley.

"Lo más fácil para mí, para nosotros hubiese sido quedarnos en nuestras oficinas sin ningún tipo de exposición", dijo a los presentes.

"Cuantas veces despierto pensando en que pudiera retroceder en el tiempo y no haber cometido el error", indicó con relación a la compra de cédulas antes de las elecciones por lo cual quedó con el mote de "trato apu'a".

Insistió en que estaba profundamente arrepentido, pero que su capital era no haber tocado nunca una moneda de las instituciones que administró. Es que Payo en la sesión pasada lo acusó de ladrón.

Cubas, por una serie de acusaciones que alcanzaron a varios de sus colegas, tiene pendiente un pedido de suspensión por 60 días sin goce de dieta.

Calé admite que sus colegas le temen al legislador
El senador colorado Juan Carlos Galaverna manifestó que muchos de sus colegas le tienen miedo del polémico senador Paraguayo Cubas y volvió a reiterar su deseo de que se cumpla el reglamento de la Cámara Alta que habla de sancionar a aquellos parlamentarios que cometan falta grave. De hecho, Galaverna fue uno de los propulsores de que se sancione a Payo por sus reiterados insultos hacia sus colegas.
"Hemos bajado el nivel de debate de manera grave, de manera preocupante, pero es lo que hay. El reglamento y la propia Constitución prevén las medidas que pueden tomar el Senado, pero hay muchos colegas que tienen mucho miedo a la boca de Payo. Su estilo escandaloso produce mucho tembleque en muchos; lo que yo formalicé como moción es que se estudie la posibilidad de aplicar el artículo reglamentario que establece las sanciones que pueden aplicarse a un senador como inconducta, y las inconductas son bastantes. Los escándalos que hace Payo son habituales también en las comisiones que integra. Él está cada vez más agresivo y más ordinario", dijo.


Fuente: UH