Candidatos a rector reconocen que existe injerencia política en la UNA

Tras repasar por dos horas sus propuestas y responder a las preguntas de la comunidad educativa, los postulantes tuvieron que enfrentarse a una incómoda interpelación del público y los panelistas, entre los que estaban Luis Bareiro, Santiago González (periodistas) y Francisco Giménez, analista y experto en Educación.

¿Qué harán para eliminar prácticas prebendarias de partidos tradicionales en la UNA? El señalado para responder primero fue Nicolás Guefos, decano de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales (Facen). "¿A qué tipo de prebenda se refiere", devolvió ante el murmullo de la gente que abarrotó el auditorio.

Por lo que tuvo que responder a otra cuestión: ¿Hay o no prebendarismo e injerencia de partidos políticos en la UNA? "La UNA no es impermeable a la práctica de partidos políticos ni a lo que ocurre en otra institución del país", aceptó Guefos al señalar que "con la práctica y el ejercicio de la democracia" se evita ese tipo de intromisión.

A grandes rasgos, argumentó que las "elecciones periódicas y abiertas" de autoridades mediante "la participación de todos los integrantes" (docentes, estudiantes y graduados) garantizarían la no injerencia.

Sus palabras quedaron suspendidas en el aire y uno de los panelistas, sentenció: "La falta de respuestas también es una respuesta", tiró González.

Y se produjo un cerrado aplauso desde el auditorio, a modo de aprobación a la crítica, y antes de que Zully Vera, decana de la Facultad de Ciencias Químicas (FCQ), respondiera a la misma pregunta.

"Ninguna institución está exenta de cualquier tipo de injerencia", asumió Vera y pasó a señalar cómo piensa eliminar la prebenda.

"Una de las estrategias es seguir mejorando los procesos que disponemos, que son los llamados a concursos. Eso hace que, de alguna forma, las personas que puedan ingresar a la UNA, lo hagan bajo un perfil, bajo ciertos requisitos y requerimientos, que actualmente ya se iniciaron y que lo estamos llevando", apuntó.

A su vez, cree que debe "visualizar las denuncias" de cuoteo político y hacer que estas "sean atendidas".

disyuntiva. Para Ricardo Garay, ex interventor de universidades, la injerencia política "ocurre" casi de forma inexorable en la institución. "Todos los que vivimos en Paraguay sabemos que el presupuesto del Congreso, en muchos casos, viene atado a un paquete de funcionarios que hay que contratar", dijo sin dejar de enfatizar el dilema que representa: "¿Cómo hacer para evitarlo o minimizarlo?", lanzó porque de lo contrario "te quedás sin presupuesto", refirió sobre lo que entiende es una "pregunta filosófica existencialista" en la universidad.

"Creo que el camino es, como se dijo acá, denunciar; hacer conocer a la opinión pública, escrachar. Tenemos mecanismos de reacción y de cómo ir mejorando los procesos de lobby y que no sean procesos de ir a pedir limosna a cambio de", sostuvo sobre el cabildeo que cada decano debe hacer para tener un mejor presupuesto anualmente.

Lo que puso en aprietos a dos de los candidatos fue lo revelado por el señalado periodista que soltó: "En la línea de la prebenda, espero que no sea cierto, pero durante el desarrollo de este debate me han pasado flyers (volantes) de facultades que han otorgado puntos o créditos de extensión universitaria por estar presente en este lugar" y miró a la tribuna desde donde bajó en cascada otro cerrado aplauso.


Fuente: UH