BID insta a invertir más en educación de futuros trabajadores

La ceremonia de apertura, en la Conmebol, estuvo encabezada por María Florencia Attademo-Hirt, representante del BID en Paraguay, y contó con la participación especial de las ministras del Trabajo, Carla Bacigalupo; Industria, Liz Cramer; y del viceministro de Economía y gobernador alterno del Paraguay ante el BID, Humberto Colmán.

Attademo-Hirt destacó durante su discurso de apertura que los cambios tecnológicos automatizan cada vez más empleos y afectan más la ocupación, debido a la calificación, lo que ejerce una presión sobre la educación, sobre las políticas relativas al mercado laboral y sobre la seguridad social. "Por esto, será necesario que la región invierta más en conocimiento, en tecnología, y en la formación de competencia que prepare a los trabajadores para el futuro, para afrontar los mercados y las tareas de las nuevas profesiones", resaltó.

Agregó que la demanda actual de capacitación no solo tiene que ver con adquirir habilidades digitales o técnicas, sino también habilidades socioemocionales y cognitivas, para preparar a los ciudadanos a afrontar una realidad diferente.

inversión. En tanto que la ministra del Trabajo, Carla Bacigalupo, hizo alusión a que hoy la fuerza del trabajo está operando hacia la digitalización, la globalización , la economía de plataformas que establecen retos en todo el mundo. "Necesitamos centrarnos en políticas y objetivos claros, como el de invertir en el capital humano, que es el centro de toda la transformación y las claves para aprovechar esta transformación como una oportunidad", dijo.

A su vez, Humberto Colmán, viceministro de Economía, dijo que existen dos grandes tendencias que el mercado laboral debe enfrentar: el tsunami tecnológico y el envejecimiento de la población.

Mencionó que otro de los desafíos que tiene América Latina y Paraguay, es el de seguir formalizando el mercado laboral y extender el sistema de seguridad social, pues más del 60% de la mano de obra ocupada no cotiza en el sistema de seguridad social. "Y hoy, un 35% del gasto social corresponde a pensiones no contributivas para los adultos mayores, "cuando todavía tenemos una población mayormente joven, lo que da cuenta de los grandes desafíos que tenemos como sociedad", sostuvo.


Fuente: UH