Fiscalía investiga supuesta privación de libertad de una joven

Agentes policiales del Departamento Antitrata de Personas, de la oficina regional en Ciudad del Este, Alto Paraná, rescataron de una casa en Presidente Franco a una joven de 19 años que supuestamente había sido privada de su libertad por su pareja.

La fiscala Analía Rodríguez, de la Unidad Especializada de Lucha contra Trata de Personas, dijo que la familia había referido que ella estaba siendo privada de su libertad e inclusive se habló de un hecho de trata de personas.

“Ella decía que no se le daba de comer, ella enviaba mensajes diciendo que se le amenazaba, de que ella no podía hablar tanto, eso nos alertó y hemos realizado rápidamente todas las investigaciones”, mencionó.

Los uniformadores procedieron a subir a la joven a una patrullera y retirarla del lugar, informó el periodista de Última Hora Édgar Medina.

Las autoridades analizarán en el transcurso de la jornada con los informes de la Policía Nacional qué responsabilidad tiene cada una de las personas que estaban en esa vivienda y el caso en sí, considerando que hay ciertos indicios contrarios a la denuncia.

“No sabemos aún cuál ha sido el motivo de todo esto. La denuncia en principio fue muy grave, una denuncia que me llegó por trata de personas. Estaba de por medio la privación de libertad, había amenazas. Realmente nos movimos a eso y encontramos otra situación que vamos a estar analizando”, sostuvo.

En el momento de la llegada de la comitiva policial en la propiedad, la joven estaba en compañía de su suegra y otras personas tomando tereré, según los datos de los intervinientes.

La denuncia

El padre de la joven realizó una denuncia en la Policía Nacional en donde manifestó que el sábado 2 de febrero su hija salió de la casa con destino a Ciudad del Este, sin especificar el lugar, y que desde esa vez no regresaba.

Intentaron comunicarse con ella llamándola a su aparato celular, pero no contestaba.

Luego, el pasado domingo, recibieron un mensaje desde el número de la joven, en donde refería que estaba bien. Pero luego cambió el tono de sus expresiones.

Su padre en la denuncia dijo que la mujer esporádicamente respondía los mensajes en su teléfono y le dijo que pasaba hambre y frío; sin embargo, pidió que no se realice denuncia alguna.


Fuente: UH