¿Cómo acceder a una vivienda con fondos del IPS?

El alto valor inmobiliario, el elevado costo de vida y los requisitos excluyentes para el acceso a créditos se convierten en filtros que imposibilitan a muchos paraguayos contar con una vivienda propia, mientras que el negocio de los alquileres sigue en auge.

Ante esta problemática, el Instituto de Previsión Social (IPS) decidió invertir sus fondos jubilatorios en créditos para viviendas a través de un convenio que firmó en el 2018 con un banco de plaza.

Todavía es un plan piloto y está destinado exclusivamente a los asegurados de la previsional que cuenten con un mínimo de dos años de antigüedad laboral.

Si bien esta constituye una alternativa para facilitar el acceso a un techo, se limita a aquellas personas cuyo ingreso familiar es de G. 4.225.124 o más.

Se pueden otorgar entre G. 100 y G. 1.000 millones con una tasa de interés fija de 9,5% anual.

Nota relacionada: IPS quiere facilitar acceso a la vivienda a parejas jóvenes

¿De cuánto debe ser mi salario para acceder al préstamo?

Las condiciones para otorgar los créditos son establecidas por el Banco Familiar. La institución financiera estableció un ingreso familiar base de dos sueldos mínimos, es decir, G. 4.225.124.

Para el análisis del crédito se puede sumar el salario de un aportante con los ingresos de su cónyuge, padres o hermanos. Para estos casos, el 60% del ingreso familiar debe estar constituido por los asegurados del Instituto de Previsión Social.

Por ejemplo, de un ingreso familiar de G. 5.000.000, unos G. 3.000.000 deben estar declarados ante el IPS.

Si se requiere sumar los sueldos de los miembros de la familia, no es obligatorio que todos ellos sean aportantes activos de la previsional.

Relacionado: ¿Cómo es vivir en la primera casa con ladrillos de plástico del Paraguay?

¿Para qué puedo usar el dinero del crédito?

Los recursos están disponibles exclusivamente para la compra, construcción o refacción de viviendas. El dinero no puede utilizarse para otros fines como inversiones, compra de vehículos o consumo. El banco cuenta con mecanismos para dar seguimiento a su uso.

¿Cuáles son los requisitos básicos?

  • Ser aportante activo al fondo jubilatorio de IPS
  • Tener ingreso familiar de al menos 2 salarios mínimos (G. 4.225.124)
  • El ingreso debe coincidir con el porcentaje aportado a la previsional
  • Informconf limpio
  • Edad comprendida entre los 25 años y 60 años
  • Residencia en territorio nacional
  • Antigüedad laboral mínima de dos años

¿Y si quiero comprar una casa?

Para la adquisición de una vivienda, además de los requisitos básicos, se debe presentar una carta de oferta firmada por el propietario de la casa, especificando el monto. Además, se debe adjuntar copia del título de propiedad -que debe estar a nombre del vendedor- y la copia del documento de identidad del mismo. No debe existir hipoteca alguna sobre el inmueble.

Que los documentos de la vivienda ofertada estén en regla facilitará los tramites para la concesión del crédito.

Construcción, terminación o refacción

Si el asegurado de IPS desea construir una vivienda o refaccionar la que posee, para solicitar el préstamo deberá agregar a la carpeta el título de propiedad del inmueble (a nombre del solicitante), el plano o proyecto de la obra y un presupuesto detallado firmado por una constructora o arquitecto.

¿Hasta cuánto dinero me pueden dar?

El monto otorgado dependerá exclusivamente de la capacidad de pago del solicitante, determinada por análisis de crédito. El monto mínimo a solicitar es de G. 100 millones y el máximo G. 1.000 millones. El desembolso es en guaraníes.

¿Cuánto sería mi cuota?

La tasa de interés anual de estos créditos es del 9,5% sobre el monto solicitado. Está relacionado con la cantidad de meses al que será otorgado el préstamo.

Una tabla elaborada por el banco establece cuotas referenciales, según montos y plazos establecidos.

En un crédito de G. 100 millones a siete años de plazo (84 meses) la cuota mensual a pagar será de 1.685.800, en tanto que a 10 años (120 meses) el monto será de 1.321.400 y a 20 años de plazo (240 cuotas) G. 971.500.

Si hablamos de un monto de G. 500 millones, la cuota a siete años de plazo sería de G. 8.294.000, a un plazo de 10 años G. 6.607.000 y a 20 años G. 4.857.500.

A las cuotas mensuales se les suma el 10% sobre el interés en concepto de Impuesto al Valor Agregado (IVA).

Relacionado: En Gran Asunción existe un déficit habitacional de más de 500 mil casas

Del monto solicitado se descontarán -al momento del desembolso- los gastos administrativos, seguro de la deuda, gastos de la hipoteca, entre otros.

El uso los fondos jubilatorios para otorgar créditos también forma parte de una estrategia de la previsional para transparentar las declaraciones de los aportantes, pues la cantidad de dinero se aprueba de acuerdo a la capacidad de pago.

El problema actual es que varios asegurados declaran un salario inferior al que realmente perciben, para así aportar menos al seguro social.

La manera de instrumentar la disponibilidad de los fondos jubilatorios para la concesión de créditos se realizó por medio de la emisión de bonos por un monto total de G. 100.000 millones, explicó a Última Hora Diego Bolanovscky, ejecutivo del Banco Familiar.

Según Bolanovscky, hasta la fecha, en el marco del plan piloto, se concretaron de forma exitosa 33 operaciones y se espera llegar a unas 100. El monto disponible para créditos es de G. 15.000 millones, pero esta cifra puede ser ampliada.

¿Dónde puedo solicitar el préstamo?

Los aportantes activos al fondo de jubilaciones del IPS pueden acercarse a cualquier sucursal del Banco Familiar para solicitar estos créditos. El proceso de análisis hasta el desembolso final dura, en promedio, tres meses (90 días).

En el caso de no ser asegurado del Instituto de Previsión Social, la Agencia Financiera de Desarrollo (AFD) también dispone de recursos destinados al acceso a la vivienda. Estos créditos pueden ser solicitados en bancos, financieras y cooperativas incluidas en el convenio. Las tasas de interés y el monto varían según el producto solicitado.

El Ministerio de Urbanismo, Vivienda y Hábitat (Minurbi), también dispone del Fondo Nacional de la Vivienda Social (Fonavis) que subsidia hasta el 95% de la compra de viviendas para familias con ingresos inferiores a un sueldo mínimo y el 15% para aquellas con ingresos de hasta cinco salarios base al mes.

Déficit habitacional

El déficit habitacional en el Paraguay es de 1.100.000 unidades, de las cuales 500.000 corresponden solo a Asunción, según el Minurvi. La cifra corresponde a un censo realizado en el 2012.

Te puede interesar: AFD reduce tasa de interés para viviendas

La mayor parte de las personas que no poseen una residencia propia se encuentran en la franja de la pobreza o de la pobreza extrema y son precisamente aquellas que habitan los puntos ribereños de las distintas localidades; pero también están aquellas que, a pesar de ganar más que el salario mínimo, no pueden comprar departamentos o viviendas debido a su alto costo en el mercado.

A pesar de existir varias propuestas estatales y privadas para el acceso a las viviendas, estas siguen sin llegar a familias de escasos recursos y a los trabajadores informales.


Fuente: UH