Una cuestionable acción judicial que abre puertas a la impunidad

Una nueva maniobra se está gestando en ámbitos del siempre cuestionado y muy poco confiable Poder Judicial. Tal como lo ha revelado en la víspera una publicación de este diario, la Sala Constitucional de la Corte Suprema de Justicia dio trámite a la acción de inconstitucionalidad planteada por Gabriela Quintana, conocida como la niñera de oro del senador Víctor Bogado, con lo que se abre camino a la probable absolución del legislador en el polémico proceso, que se ha convertido en uno de los más sonados casos de presunta corrupción que envuelven a personajes políticos de nuestro país.

Como se podrá recordar, el entonces diputado Víctor Bogado fue imputado en octubre de 2013, luego de que publicaciones periodísticas revelaron que Gabriela Quintana, quien aparecía en varios actos y situaciones como niñera de sus hijos, percibía salarios como funcionaria de la Cámara de Diputados y al mismo tiempo como funcionaria en la Itaipú Binacional. Luego de cinco largos años en que el proceso estuvo paralizado por diversas chicanas, fue elevado a juicio oral fijado para el próximo 15 y 16 de abril de 2019.

Ahora, la procesada accionó contra el artículo 2 de la Ley 700/96, que reglamenta el artículo 105 de la Carta Magna, que prohíbe la doble remuneración. La Sala Constitucional, a través de los ministros Antonio Fretes, Gladys Bareiro y César Garay, le dio trámite a la acción y corrió vista a la fiscala general del Estado, Sandra Quiñónez. El hecho es que ya existe un precedente pernicioso porque la misma Sala, en otra causa, hizo lugar a la acción de Carlos Raúl Cabrera, habilitándolo a percibir salarios en la Itaipú Binacional y como miembro del Consejo de la Magistratura. El fallo fue dictado por los ministros Miryam Peña, Antonio Fretes y Gladys Bareiro de Módica en forma unánime. Dos de ellos atienden la acción de Gabriela Quintana.

El artículo 105 de la Constitución Nacional establece que "ninguna persona podrá percibir como funcionario o empleado público más de un sueldo o remuneración simultáneamente, con excepción de los que provengan del ejercicio de la docencia". La Ley 700/96, en su artículo 2, define los que son funcionarios públicos, entre los que se hallan los que están en las entidades binacionales como Itaipú y Yacyretá. Sin embargo, en el fallo a favor de Cabrera, la Corte sostiene que la Itaipú Binacional es una persona jurídica de carácter internacional, de naturaleza especial y que "por ello, los funcionarios de la Itaipú Binacional no son funcionarios del Estado paraguayo ni del Estado brasileño, sino directamente de la Itaipú".

Si se otorga el mismo procedimiento a favor de Gabriela Quintana, el senador Bogado puede zafar del proceso por supuesta estafa y cobro indebido de honorarios, en el cual se halla procesado como cómplice.

La doble remuneración, que según la Corte es legal en el caso estudiado, no es aplicable a cualquier ciudadano sino a los que están cerca del poder de turno.


Fuente: UH